Douleando

"Para cambiar el mundo hay que cambiar la manera de nacer". Michel Odent

viernes, 31 de octubre de 2014

¿Truco o trato?.... AZÚCAR!!!!

La tradición celta de Halloween se ha extendido como la pólvora por nuestro país, y puede llegar a ser una pesadilla para los niños obesos o diabéticos... pero también para los que no tienen ningún problema. Los atracos de "chuches" que se producen durante estos días provocan una afluencia de dolores abdominales y de cólicos de gases a las urgencias que pueden triplicar la afluencia de un día normal. Aquí tenéis algunos consejos para pasar lo mejor posible esta fecha...

1.- Ayudadle a crear su disfraz “perfecto”, que la importancia de la fiesta sea compartir la ilusión de hacer el disfraz con sus padres, y no tanto las chucherías.
2.- Si el niño es diabético y ya entiende su enfermedad, decidle que los caramelos que reciba los coma en casa, o que sólo puede comer los caramelos que se le den en casa (sin azúcar). Si es pequeño, acompañadle, y aprovechad para explicar a otros niños que es la diabetes y por qué el azúcar es peligroso.
3.- Podéis darle sus dulces preferidos sin azúcar antes de salir a pedir con sus amigos. Estas son las golosinas que puede comer. Si van a pedir por el barrio, se puede hacer un acuerdo con los vecinos para que solo tengan dulces saludables.
4.- Procurad que no salga de casa con hambre, así no tendrá necesidad de comer.
5.-  Cread un concurso con sus amigos. “El que traiga más caramelos tendrá un premio”. Así podremos conseguir que coman menos caramelos durante el camino. Regalad un libro, un juguete...
6.- Cuando vuelvan a casa preparadles bebidas "de halloween" sin azúcar, utilizando unas pocas gotas de colorante alimentario.  ( bebidas de arroz o avena con colorante verde, o negro …. zumo de tomate o de frutos secos …. ) .
7.-  Utiliza la calabaza para hacer pastelillos con canela, pequeños bocadillos integrales con queso fresco o crema o flan. La calabaza a pesar de tener un índice glucémico medio-alto, contiene mucha fibra, lo que la hace apta para su consumo por personas diabéticas y obesas.
8.- No almacenéis los caramelos sobrantes en casa, eliminad tentaciones.
9.- Explicar a los niños cómo funciona el intestino, y cómo el azúcar provoca gases que después pueden doler, puede ser una buena manera de pasar la tarde (se puede enseñar haciendo un postre, que vean cómo el azúcar y la levadura provocan la reacción para que suba el bollo, por ejemplo), antes de que salgan a pedir las "chuches".
Que el azúcar no os amargue una fantasmagórica fiesta de Halloween.
 Quiero dar las gracias a Isabel Valdivieso , Asesora Nutricional, por su estupendo artículo en Super padres, en el que me he basado para realizar esta entrada. Su web:

2 comentarios:

  1. Gracias por las ideas!!

    Mi peque todavía es pequeña pero yo ya pienso cómo lo voy a hacer para evitar que coma chuches. Algunas de tus días valen para cualquier día del año y para concienciarlos de que no es bueno comerlas!

    Muchas gracias!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas de nadas!! Me parece fundamental empezar a concienciarlos desde pequeñitos, ¡el azúcar no es nada bueno para ninguna edad!!! Un abrazo, Alexandra!!

      Eliminar