Douleando

"Para cambiar el mundo hay que cambiar la manera de nacer". Michel Odent

jueves, 9 de enero de 2014

Método madre canguro: Además, es más barato

Me llega este artículo a través de una buena amiga matrona (Marina:http://www.marinamatrona.com/ ). ¡Espero que os guste tanto como a mí!

El Método Canguro ahorraría a la Sanidad 200 millones de euros

El Método Canguro ahorraría a la Sanidad 200 millones de euros
Esto es lo que supondría la implantación generalizada en todos los centros públicos y privados del Método Madre Canguro (MMC) y lactancia materna. Así se desprende de los datos aportados en las V Jornadas Profesionales Suavinex por el afamado neonatólogo Adolfo Gómez Papí, precursor en España de la aplicación de este sistema que conlleva múltiples beneficios para el recién nacido prematuro.
Las conclusiones del estudio realizado por el doctor Gómez Papí en el Hospital Joan XXIII de Tarragona en 1994, demuestran que “desde la puesta en marcha del MMC en nuestro centro sanitario logramos reducir una media de 17 días el ingreso hospitalario de los neonatos prematuros, lo que conlleva un ahorro de alrededor de 7.600 euros por niño”. Un ahorro que podría generalizarse si se aplicara esta iniciativa a la totalidad de los centros públicos y privados, sobre todo teniendo en cuenta que los últimos datos publicados por el Instituto Nacional de Estadísticas (INE)* reflejan que, del casi medio millón de nacimientos registrados en España, unos 30.000 neonatos fueron prematuros que no superaron las 32 semanas de gestación.

“Y aunque desde que realizamos el estudio se ha generalizado la alimentación con leche materna en las unidades neonatales”, ha explicado Gómez Papí, “lo cierto es que en él no calculamos la disminución en los días de nutrición parenteral, de catéteres percutáneos para administrarla, de infecciones intrahospitalarias durante el ingreso y de la morbilidad y mortalidad durante el primer año”. Al hilo de esto, el precursor en España de MMC también defiende que “implantar el MMC no sólo no supone gasto alguno sino que conlleva un importante ahorro para el sistema sanitario”.

Asimismo, durante su participación en las V Jornadas Profesionales Suavinex, el experto en el Método Canguro ha abogado por la necesidad de dejar de lado la industrialización de los nacimientos y ha desgranado los múltiples beneficios que el MMC supone para el recién nacido prematuro y su madre. Una mejor lactancia materna, un apego más rápido, la disminución del estrés en el neonato y la madre, una mejor temperatura del bebé, menores infecciones de las vías respiratorias, un menor riesgo de déficit de atención en el periodo neonatal e incluso una disminución de la morbilidad entre los recién nacidos prematuros, son algunos de los beneficios atribuidos al MMC.
“Es más –ha indicado Gómez Papí- hemos detectado que al mismo tiempo que se reduce la ansiedad y angustia de los padres de niños prematuros, logramos que pierdan el miedo a atender las necesidades especiales de estos bebés, que también se sienten más seguros”. “En definitiva, devolvemos a los padres el protagonismo de cuidar a sus hijos al mismo tiempo que reducimos la estancia hospitalaria de los neonatos prematuros”, ha concluido el neonatólogo, quien defiende la necesidad de generalizar la implementación de este método, tal y como demanda la Organización Mundial de la Salud (OMS).
De momento, y según el último informe publicado en 2012 por el European Scinence Foundation  Network, bajo el título “Participación de los Padres y Método Canguro en UCI neonatales europeas”, tan sólo un 40,9% de los centros hospitalarios que cuentan con este servicio en España han implementado el MMC. Cifra muy alejada del 100% que registran países como Gran Bretaña, Suecia, Dinamarca o Países Bajos, e incluso de los datos aportados por países más cercanos como Francia, que registra un 73% de aplicación del MMC, o Italia, que ya ha alcanzado un 80% de implantación en sus servicios de UCI neonatales.
* Resultados Definitivos 2011 Movimiento Natural de la Población del INE
¿Qué es el Método Madre Canguro?
Hace más de tres décadas que los doctores Rey y Martínez, del Hospital San Juan de Dios de Bogotá, iniciaron el Método de la Madre Canguro. Un programa al que llegaron por pura necesidad y un brutal sentido común. La preocupación por la escasez de incubadoras para prematuros y la alta tasa de infecciones hospitalarias, les llevó a iniciar un sistema nuevo que consistía en cuatro puntos básicos:
1. Colocar a los recién nacidos prematuros en contacto piel con piel en el pecho de la madre.
2. Fomentar la lactancia materna.
3. Adelantar el alta.
4. Continuar con los cuidados necesarios ya en el domicilio.
En definitiva, un contacto precoz, continuo y prolongado piel con piel entre la madre y el niño prematuro que ya ha demostrado innumerables beneficios para ambos. Es más, la Organización Nacional de la Salud (OMS) recomienda su implementación en los sistemas de UCI neonatales.
 
Beneficios del MMC para el bebé
Los beneficios probados del Método Canguro en los neonatos prematuros son múltiples: una mejor lactancia materna, un apego más rápido, la disminución del estrés en el neonato, una mejor temperatura del bebé, menores infecciones de las vías respiratorias, un menor riesgo de déficit de atención en el periodo neonatal e incluso una disminución de la morbilidad entre los recién nacidos prematuros.
Gómez Papí ha comprobado que el contacto piel con piel en niños prematuros contribuye a que seestabilicen más rápidamente: el nivel de oxigenación, su respiración y frecuencia cardiaca son más estables que los que permanecen únicamente en la incubadora porqueestá demostrado que la piel de la madre regula la temperatura según las necesidades del bebé. En cuanto a la lactancia, favorece la producción de leche materna que a su vez contribuye a que el bebé gane más peso, ya que se alimenta a demanda, algo importantísimo en el caso de los prematuros. Además, las madres de niños prematuros generan una leche específica, que contiene más proteínas y sales, adaptadas a las mayores necesidades de estos bebés, todos los nucleótidos necesarios para su adecuado desarrollo cerebral y los anticuerpos que le procuran la necesaria protección. Todo esto ha evidenciado que los recién nacidos que se han beneficiado del Método Canguro engordan tres veces más que los que están en incubadoralo que ayuda a que tengan que permanecer mucho menos tiempo en el hospital. Pero además, con el MMC se logra reducir drásticamente el llanto del recién nacido, lo que disminuye tanto el gasto energético como el nivel de hormonas del estrés que circulan por el cuerpo del prematuro. Unas hormonas que facilitan los derrames cerebrales tan habituales en estos niños. Porque al estar en contacto directo y constante con su madre se siente seguro, más estable emocionalmente, y esto le ayuda a establecer una relación de apego seguro. Gracias a todo esto, las conexiones cerebrales del bebé se formarán de manera adecuada y no determinadas por el estrés.
 
Beneficios del MMC para la madre… y el padre
La experiencia de Gómez Papí refleja que con el Método Canguro se reduce la ansiedad y angustia que suelen experimentar los padres de niños prematuros, que están pasando por todas las fases de un duelo por la pérdida del bebé soñado.. En muchas ocasiones las madres experimentan una sensación de culpabilidad que le puede generar una depresión post‐parto que afecte a su bebé y gracias al MMC se limita esta posibilidad. Se refuerza el vínculo entre la madre, que se siente más segura, y su hijo. Una reacción inmediata dado que se potencia la generación natural de oxitocina (también conocida como una de las hormonas del amor). Esto hace que esté más calmada, se inicie el enamoramiento rápido de su bebé, y propicie que la producción de leche sea más rápida y fácil, lo que a su vez contribuye a contraer su útero y evitar posibles hemorragias. De esta manera, se logra que la madre se convierta en la protagonista del cuidado de su hijo, que pierda el miedo a atender sus necesidades especiales, y a que también se sienta más segura. Pero, además, el MMC consigue que las mamás descansen mejor, que puedan dormir más, porque les ayuda a que logren una sincronía del sueño. En definitiva, con el Método Canguro se devuelve a los padres la importancia de cuidar a sus hijos al mismo tiempo que se reduce la estancia hospitalaria de los neonatos prematuros, ya que se logra que los padres se sientan seguros de atenderlos correctamente en casa.

No hay comentarios:

Publicar un comentario